Login / Registro

La singularidad de Granada, el ecosistema digital y la “variable del teletrabajo”, claves para la retención de talento

20-09-2022. El espectacular edificio El Cubo, sede de CaixaBank en Granada, ha sido el escenario elegido para el octavo y último foro de GranadaConectada, dedicado a la economía, y que ha contado con dos invitados de lujo. Por un lado, el presidente de la Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa (Cepyme), así como máximo responsable de la Cámara de Comercio de Granada y la Confederación Granadina de Empresarios, Gerardo Cuerva. Y por otro, Juan Alcaraz, director General de Negocio de CaixaBank. La presentadora de televisión y productora ejecutiva Luján Argüelles ha moderado este último encuentro con los que expertos que más saben.

En su introducción, Luján Argüelles ha apelado a la “escucha activa” para hallar las soluciones a la situación económica. La presentadora ha agradecido a los patrocinadores y también a las instituciones el hecho de que hayan decidido participar y estar presentes en una iniciativa como la que representa este ciclo: “No es habitual, así que gracias”. Argüelles ha explicado que nadie más que ella está interesada en foros que analizan la situación económica, “pues tengo una pequeña empresa de marketing segmentado con 45 trabajadores, así como una productora de televisión y algunas otras cosas”. Acto seguido ha dado paso a los dos invitados.

Los expertos

La inflación, la presión fiscal sobre los autónomos o la competitividad en los sueldos son algunas de las cuestiones que más preocupan a los granadinos, tal y como se ha podido ver en el vídeo con el que se ha introducido el primer bloque, dedicado a las previsiones y posibles riesgos del marco económico actual. Gerardo Cuerva ha pedido “no mirar para otro sitio ante una sociedad informada” que está dando la voz de alarma: “Los ciudadanos y las empresas lo están pasando mal y el Gobierno tiene que apretarse el cinturón porque, o abordamos estos problemas, o nos podemos meter en una situación peligrosa”. El máximo mandatario de Cepyme ha pedido “tomar medidas extraordinarias, pero de forma diligente”. “En la etapa del Covid, España invirtió el 0,6% del PIB en ayuda a la empresa, mientras que países como Alemania u Holanda llegaban al 3,5%”, ha introducido como cifra para, acto seguido, reclamar al Gobierno que tenga en cuenta estos indicadores para así “no poner en peligro el estado del bienestar y, consecuentemente, a la empresa”.

Juan Alcaraz ha coincidido con el presidente de la CGE en que todos estos temas se han posicionado en el centro del debate ciudadano. “Hay una realidad, y es que el incremento del precio de la energía surgido de la guerra en Ucrania se ha trasladado a la cadena de producción”, ha sintetizado antes de mostrar su recelo ante la “incertidumbre” de cómo acabará el conflicto y cómo afectará al precio de la energía. “Hemos visto que surgen momentos en los que el precio del gas o la energía pueda ser una variable que deje de seguir influyendo sobre el incremento de precios”, ha valorado con previsión optimista.

En lo relativo a la competitividad empresarial, y su relación con el proceso de digitalización, Gerardo Cuerva ha criticado que “el dinero de Europa no está llegando a la empresa”. Pese a elogiar algunos de los programas del Gobierno, el presidente de los empresarios granadinos ha puntualizado que, en muchos casos, “no están llegando a la última milla”. “Soy un fiel convencido de que hay que subirse al carro digital. La transformación digital ya no es una opción y no estaría mal pensar si algún resquicio de los fondos europeos podría desviarse para ayudar a la empresa. Por ejemplo, asistiendo a las entidades financieras para que, a su vez, nos ayuden a nosotros”, ha abundado en relación a lo anterior.

Juan Alcaraz ha arrojado luz sobre el proceso de digitalización, un oasis para algunos de los que se enfrentan por primera vez a este reto. El experto de CaixaBank ha recordado que uno de los problemas en este sentido es que no se está conociendo hacia dónde se está orientando el llamado Kit Digital: “En 2020 se distribuyeron los fondos ICO desde oficinas cerradas y con la gente teletrabajando desde su casa. En CaixaBank hicimos 60.000 operaciones con un importe medio de unos 10.000 euros. Dos años después esto se ha reproducido solo para el Kit Digital. Es muy sorprendente que el porcentaje que más se esté empleando sea para ciberseguridad”. Alcaraz ha puesto el ejemplo de colaboraciones con pequeños autónomos cuyo éxito radica “en el ángulo” en el que han enfocado sus estrategias de e-commerce. Una vía que, en España, “es mucho mejor que la de nuestros competidores, al igual que lo son nuestras pasarelas de pago digitales. Hay que aprovechar todo eso”.

Otro punto de interés ha sido el de la financiación y los tipos de interés de las empresas. Para el responsable del área de Negocio de CaixaBank, “hablar de si los bancos van a cerrar el grifo es como plantearse si una empresa va a dejar de vender”. “¿Qué significan los llamados tipos de interés negativo? Pues que los niveles de rentabilidad de lo que vendías era mínimo. Cuando se ha producido un incremento de tipos de interés como el actual, cambian las reglas del juego”, ha aclarado. Por eso, ha llamado a la tranquilidad porque “el grifo debe seguir abierto, pues es de lo que viven los bancos”. “En el mundo de las familias hay que diferenciar lo que es financiación de la vivienda y la del consumo. Mientras que en el mundo de la empresa hay que ver cuáles son tus necesidades”, ha resumido. Alcaraz ha reivindicado el hecho de que, en los últimos cuatro o cinco años, se hayan introducido los créditos hipotecarios de tipo fijo y no variable. Igualmente, ha querido llamar a la calma porque “a día de hoy no se está destruyendo empleo”.

Por su parte, Gerardo Cuerva ha vuelto a lamentar que haya líneas de financiación con aval del Estado o procedentes de Europa que no están llegando: “Son miles de millones de euros”. “A veces, parece que el efecto de anunciar la medida ya vale. Pero las empresas no vivimos de un titular de periódico o de un tuit. Si la medida no llega a realizarse, al mundo de la empresa no nos sirve para nada”. Por eso, ha exigido al Estado que “corresponda al esfuerzo que está haciendo la banca”. Sobre las diferencias en el modelo de financiación según la estructura de la empresa, Cuerva ha aseverado que la inercia emprendida por las organizaciones patronales “es la de convencer al Gobierno de que tiene que cambiar el tamaño de la empresa”. “España está en el ‘top 3’ de creación de empresas de Europa. No tenemos ese problema, sino el de que pasados unos años desaparecen”, ha dicho antes de apuntar que, en el país, el 72% del empleo y el 60% de la actividad lo crean la pequeña y mediana empresa. El presidente de los empresarios granadinos ha contrapuesto el hecho de que “los rincones que tiene la provincia no están en ningún lugar de España” con la similitud de su tejido empresarial respecto al del resto del país: “Carece de industria y tenemos empresas pequeñitas, que es el volumen mayoritario”. También ha hablado del llamado ‘síndrome del empleado 50’. “El funcionamiento cambia mucho cuando se llega a esa cifra”. “¿Por qué hay que coartar el crecimiento a partir de ahí?”, se ha preguntado retóricamente.

Los puntos fuertes de Granada

Juan Alcaraz ha recogido el hilo hablando de la presencia que CaixaBank tiene en la provincia: “Es muy especial desde la época de Banco de Granada. Tenemos una presencia, una responsabilidad y una energía enormes”. El director de Negocio de la entidad ha dicho que dos de cada tres pymes granadinas son clientes de CaixaBank y “tenemos una capilaridad grande para hacer llegar todo el abanico de soluciones que nos plantea Granada”. Alcaraz ha dado la razón a Cuerva al argumentar que “existe una gran cantidad de líneas de financiación con facilidades crediticias para invertir y que están cubiertas con fondos europeos”. “Tenemos que ser capaces de quitarle el miedo a las empresas de utilizar estas líneas. Hay muchas que están orientadas, por ejemplo, a los jóvenes o a las mujeres. Muchas veces es para un pequeño taller, por lo que se trata de un tema de divulgación”, ha mantenido.

En cuanto a la eficiencia y la sostenibilidad de las organizaciones, Gerardo Cuerva ha mantenido que “hemos cogido un camino por el bien del planeta, pero el desarrollo tiene unas limitaciones técnicas”. “Eso hay que decírselo a la gente y no interesa políticamente”, ha denunciado públicamente. El presidente de Cepyme ha puesto como ejemplo su propia empresa, de energías renovables, para justificar su posición contraria a culpar a las eléctricas de la subida del precio de los suministros: “Desmantelar las centrales tiene unas consecuencias. No digo que no haya que tomar ese camino, pero sí explicarles sus consecuencias a los ciudadanos”.

Por su parte, Juan Alcaraz ha aportado como solución la eficiencia energética que propicia el autoconsumo: “Una placa solar puede hacer que pases de pagar 350 euros de factura a unos 30. Son inversiones que amortizas en menos de dos años. Hacer una apuesta por el autoconsumo es algo que tenemos que plantear”. Hilo del que ha tirado Luján Argüelles, quien ha considerado que, en ese sentido, “hemos hecho los deberes”. Sobre esto, Cuerva ha dado la razón a la presentadora, pero ha insistido en “ir más allá del titular”.

Empleo, talento y formación son tres conceptos que van de la mano. Pero, ¿qué espera la empresa de un recién graduado y cuáles son las fórmulas de las organizaciones para retener talento? Gerardo Cuerva ha respondido que “la base es el valor fundamental que se busca es la lealtad, la confianza, el compromiso y la honestidad”. “Somos conscientes de que el trabajador no solo trabaja por su sueldo, sino que quiere una empresa que se alinee con sus características, con los derechos humanos y con la protección al medio ambiente”, ha avanzado antes de denunciar que “nos cuesta mucho trabajo retener y atraer talento” por el llamado ‘efecto Ronaldo’, que es la idea preconcebida del trabajador de pactar sus condiciones económicas en neto: “La carga impositiva nos lo pone muy difícil”. “Muchas veces los procesos de formación, reglados o no, están lejos de la empresa. Y eso es algo que trabajamos para corregir junto al Gobierno”, ha añadido en este punto.

Respecto el debate sobre la atracción de talento exterior, Juan Alcaraz ha recordado que “no por venir de fuera es mejor”. “Hablamos de las facilidades fiscales, pero a veces esas facilidades fiscales no las tiene alguien que está aquí”, ha lamentado mirando a los más jóvenes y los trabajadores formados. Al mismo tiempo, ha evidenciado que “Granada tiene muchas posibilidades para que el talento venga o se retenga”. Asimismo, ha aludido “a la variable del teletrabajo” nacida de la pandemia. “Granada ofrece un entorno que, si una compañía te lo permite, es perfecta para el teletrabajo porque cualquier ciudadano europeo querría venir a una ciudad con unas condiciones como esta”. Paralelamente, ha sido optimista al considerar que “España tiene una ventaja espectacular, que es su gran red de fibra óptica”.

A modo de resumen final, Gerardo Cuerva ha pedido ser paciente antes de sacar conclusiones precipitadas de este último foro de GranadaConectada. “Tenemos que sacar una idea común a los ocho foros. Buscamos esa Granada internacional y bidireccional, competitiva, y que sea el lugar ideal para vivir”, ha reclamado. En la misma línea ha opinado Juan Alcaraz, quien ha pedido que “de esas conclusiones nazca un plan de acción y que en un tiempo razonable podamos comprobar que se han ejecutado las ideas”. “En Granada lo tenéis todo”, ha añadido finalmente Luján Argüelles.

Esta primera edición de GranadaConectada ha estado liderada por la Cámara de Comercio de Granada y la Confederación Granadina de Empresarios, presentado por CaixaBank. El patrocinio de todos los foros ha estado a cargo de Rosellimac, mientras que los proveedores oficiales de todos los foros han sido Prodisa y Mercedes–Benz Granada Premium. Han sido colaboradores la Junta de Andalucía, la Diputación Provincial de Granada y el Ayuntamiento de Granada.

X