Login / Registro

La agricultura salva los indicadores laborales de noviembre, marcado por las tres semanas de cierre de Comercio y Hostelería

02/12/2020. Granada ha cerrado el mes de noviembre con un tímido descenso del paro del 0,22%. El inicio de importantes campañas agrarias como la de la aceituna ha logrado compensar los malos datos laborales del sector servicios, el más afectado por la paralización de la actividad decretada por la Junta de Andalucía el pasado 10 de noviembre. Con 103.561 desempleados, Granada rompe la tendencia de los tres últimos meses y logra reducir el paro en 228 personas.

Este balance positivo, que también queda reflejado en la afiliación a la Seguridad Social (850 trabajadores más, hasta alcanzar los 329.782), no esconde en cualquier caso los grandes problemas que afrontan la economía y las empresas granadinas, que se han visto muy afectadas por las tres semanas de cierre de la actividad no esencial.

“La agricultura ha ‘salvado’ los indicadores laborales de noviembre. Lo ha hecho en Granada y lo ha hecho también en otras provincias con gran peso del sector agrario como Almería (-4,03% de paro), Córdoba (-2,83%) y Jaén (-10,44%). Pero no podemos olvidar que el sector servicios ha sumado 836 nuevos parados, una cifra que nada tiene que ver con la de años anteriores. Comercio y Hostelería han permanecido cerrados buena parte de noviembre, un mes en el que muchas empresas comienzan a realizar contrataciones extraordinarias de cara al Black Friday y a la campaña de Navidad, y eso ha tenido un efecto directo en el empleo”, ha recordado la secretaria general de la Confederación Granadina de Empresarios (CGE), María Vera.

La precaria situación de las empresas granadinas sí queda reflejada claramente en los datos de los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo. Según la información del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, los ERTES se han disparado respecto al mes de octubre. En la actualidad hay 3.137 empresas en ERTE y 11.625 trabajadores afectados. En octubre, estas cifras eran muy inferiores, con 2.501 empresas y 6.996 trabajadores incluidos en los ERTEs. “Es evidente que el cierre de la provincia ha tenido un efecto directo en el empleo. De hecho, Granada es la provincia andaluza donde más ERTEs se han registrado en el último mes. Aquí los afectados han aumentado un 66%, mientras que en el conjunto andaluz este crecimiento ha sido del 25%”, indica María Vera.

“Las empresas de Granada, sobre todo las de Comercio y Hostelería, necesitan cuanto antes el plan de rescate específico anunciado por la Junta de Andalucía, que esperamos que compense los graves daños provocados por las tres semanas de cierre. El tejido empresarial granadino está ya al límite. La reapertura desde el pasado lunes ha sido un balón de oxígeno para los sectores afectados, pero el sacrificio extraordinario que han hecho estas últimas tres semanas tiene que tener respuesta por parte de la administración”, ha señalado la secretaria general de la CGE.

X